UNA

Estudiantes de FAGRO se apropian del perfil de sus carreras

Más de 200 estudiantes de nuevo ingreso de la Facultad de Agronomía (FAGRO) iniciaron este martes un recorrido completo por las distintas unidades y espacios de aprendizajes de las cuatro carreras que oferta esta decanatura de la Universidad Nacional Agraria, como parte sustancial de la Semana de Inducción que finaliza este 6 de marzo previo al inicio de clases programado para el día 9.

Por: Mireya Canales y Gerardo López 

Dirección de Comunicación


La semana de inducción es considerada por las autoridades como una oportunidad para el nuevo estudiante de la agraria termine de afianzar su vocación y remarcar su interés por la carrera que eligió. Fue así, como coordinadores y maestros de las carreras de ingeniería en sanidad vegetal, agroindustria de los alimentos, ingeniería agrícola y agronómica recorrieron con sus estudiantes diversos espacios de la facultad, como laboratorios y centros de prácticas.


Estamos desarrollando actividades demostrativas que ayudarán a orientar al estudiante, sobre todo en el quehacer y perfil de cada una de las carreras que nuestra facultad ofrece. Nuestro objetivo es que ellos se enamoren y se motiven de la carrera que eligieron, así lograr una retención estudiantil a lo largo de los cuatro años y medio que duran nuestras carreras”, explicó Liseth Valdivia, secretaria facultativa, quien destacó que este año la FAGRO apertura nueve grupos de clases, de los cuales tres corresponden a agronomía, dos a ingeniería agrícola, dos a ingeniería en sanidad vegetal y dos para agroindustria de los alimentos.

ACTIVIDADES DESARROLLADAS POR CARRERA

Ingeniería en Sanidad Vegetal, es la carrera que estudia el manejo y control de plagas y enfermedades en los cultivos y para familiarizar a los estudiantes de nuevo ingreso, los docentes desarrollaron prácticas de acuerdo a la especialidad de la carrera. Una de las experiencias desarrolladas fue la visita al Arboretum Alain Meyrat de la UNA, donde se les enseño a recolectar e identificar insectos benéficos y destructores para los cultivos, también visitaron el museo y laboratorio de entomología y microbiología, en el que se les explicó que existen alternativas biológicas saludables para controlar las plagas y microorganismos que provocan enfermedades en los cultivos.

Son alrededor de 56 estudiantes los que ingresaron en ingeniero en sanidad vegetal y nuestra meta es mostrarles que la mejor estrategia de aprendizaje está en las actividades prácticas”, aseguró Ivania Zeledón, coordinadora de la carrera en sanidad vegetal y docente universitaria del Departamento de Producción Agrícola y Forestal (DPAF).

Mario Hernández, originario Honduras, considera a la UNA, como una de las mejores en la región en temas agrarios. “Elegí sanidad vegetal desde mi primera opción y hoy con este recorrido me he dado cuenta que no me equivoque, al contrario, estoy convencido que fue lo mejor que elegí”, recalcó Hernández.

En el caso de la carrera de agroindustria de los alimentos, los estudiantes tuvieron la oportunidad de presenciar una conferencia sobre el perfil, la importancia y desempeño a futuro de un ingeniero en agroindustria de los alimentos, la que fue presentada por el coordinador de la carrera, el maestro Claudio Pichardo.


La ingeniera María Nely Salazar, docente del Departamento de Producción Vegetal (DPV) de FAGRO, expresó que junto a estudiantes de agroindustria de segundo a cuarto año se organizó la feria de productos procesados para que los de nuevo ingreso conocieran sus experiencias y degustarán de los productos como jalea, encurtido de mango, jamón, entre otros.


Por su parte, los estudiantes de las carreras de ingeniería agrícola e ingeniería agronómica visitaron la finca El Plantel, una unidad de aprendizaje demostrativo que posee la UNA, donde experimentan en la producción de diferentes cultivos agroecológicos. El recorrido en agronomía inició con explicaciones técnicas sobre conocimientos básicos de las ciencias agrarias en diferentes modelos de producción.

 


Estuvieron en los cultivos perennes y anuales, dónde aprendieron sobre las distancias de siembra, riego, manejo del suelo, malezas y fertilización en los cultivos de aguacate, mangos, papaya, maíz, plátano, guayaba, granada, mimbro, melocotón y coco.


Los estudiantes de la carrera de agrícola, por ser su primer acercamiento con las maquinarías agrícolas, tuvieron la oportunidad de observar cómo se prepara el suelo, los distintos implementos agrícolas, las ventajas de la tecnología, el sistema de bombeo de agua y las formas de riego que implementa la finca para la diversidad de cultivos.

En la parte de conservación de suelo y agua, apreciaron algunas obras construidas por estudiantes de otros años que vinieron como ellos, pero ahora ponen en práctica sus conocimientos para frenar la erosión del suelo y las particularidades del sistema de riego en cultivos protegidos.


El maestro Norland Méndez, docente de ingeniería agrícola, topografía y riego, explicó que buscan que los estudiantes perciban de manera in situ como se utilizan los implementos agrícolas en la finca El Plantel, para que se sirven las estaciones de bombeo y los sistemas de riego, la importancia del seguimientos de las condiciones climáticas a través de las estaciones meteorológica, la instalación de sistemas de riego en cultivos protegidos y la conservación de suelos y agua, toda estas actividades como parte importante del perfil de la carrera.


 

También visitaron el vivero de cítricos libre de la enfermedad Huanglongbing (HLB) y como última estación, el Centro Método Biointensivo UNA, aquí se mostró a los futuros agrónomos la importancia de cuidar los suelos, la diversidad de cultivos, los principios del método y una reflexión del por qué este método es elemental para las familias productoras.


Para Eliezer Sánchez Palma, originario de Masaya y quien desde pequeño trae la vocación de ser ingeniero agrónomo, manifiesta que “me ha parecido bonita la experiencia, ya que tienen diversidad de cultivos, he venido a conocer que hay diversidad en distintas plantas de mango que no conocía, la distancia de siembra, como cuidan los cítricos y sobre todo las medidas de prevención de plagas y enfermedades”.


En el caso de Suleica Rodríguez Meza, de Ciudad Darío en el departamento de Matagalpa, expresó que su “visión es crear mi propia empresa cultivar y exportarlo, uno de mis sueños es levantar la finca que dejo mi abuelito al fallecer; ya nadie las trabaja y quisiera seguir con su legado”.



Todos los Derechos Reservados © Universidad Nacional Agraria 2013
Desarrollado por Acceso

Top Desktop version